dimecres, 16 de setembre de 2009

pavimentos (II)



Los campos de P.Klee petrificados por orden y gracia de Dimitris Pikionis.




mientras deberíamos estar con la mirada perdida en las alturas buscando el Partenón, algunos no levantamos la mirada, sin querer perdernos detalle (y hay muchos) de lo que está pasando a ras de suelo. Y a pesar de tanto detalle, del trabajo minucioso, no padecemos ningún sobresalto, nada subrayado, poco más que los caminos de piedra entre olivares y pinos, el marmol blanco contra la tierra, y las fuentes y bancos, cuando son necesarios.



El crítico seguro que hablará del jardín japonés, de la cultura zen, land art, de una topografía sentimental, del lenguaje universal, los regionalismos y etc.,

prefiero decir respeto; respeto por las ruinas que jalonan el camino, por el paisaje mediterráneo, pero sobretodo por quienes visitan el acrópolis y por los atenienses que a diario utilizan el parque.

Quizás a los políticos y arquitectos de Begur les vendría bien conocer a Pikionis; tal vez no entenderían nada, siempre es más fácil vender monas de pascua.


spolia, o reciclado de viejos mármoles cásicos en un Mondrian mediterráneo.




Ficha técnica: Accesos al acrópolis y alrededores; arquitecto, Dimitris Pikionis, 1951-58

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada